La bronca se apoderó de la pequeña ciudad bonaerense por el caso de un niño, encontrado muerto este Lunes en su hogar. El caso es que es otro caso y ahora hablamos de los disturbios producidos en horas de la noche del Lunes. Lo claro es que la justicia y la policía se encargan del asunto, pero igualmente, un grupo de vecinos atacó la municipalidad. En medio de todo el revuelo, se notó que los vecinos pacíficos ganaron a los violentos -minoría-. Aunqe la policía cometió graves errores al intentar impertinentemente reprimir, cuando las aguas pretendían calmarse. La situación con destrozos al municipio de Miramar fue consecuencia del hecho de la mañana desatado, pero evidente es que las imagenes de los canales televisivos mostraron como autores de los disturbios a vecinos que por su look, casi siempre producen esos disturbios; en más o menos palabras, vestían buzos y con capucha; mientras los otros, no. Por suerte se clamó toda esta marea de ataques a una institución política que no tiene que ver con el fatal desenlace del niño muerto. Pero tuvo, hasta una Concejal que intervenir entre tanto desgobierno del municipio y sin encargado o negociador de civil que perteneciera a la policía.

 

HECHOS:

Hechos violentos se generaron frente a la comisaría y la municipalidad tras el asesinato de un nene de 12 años.

 

Vecinos de Miramar reclaman justicia por Gastón Bustamante. Desde la plaza principal se trasladaron a la comisaría, donde un grupo de personas protagonizó incidentes que llegaron también a la Municipalidad.

Con piedras destrozaron todo el frente del edificio y se enfrentaron con las policía. Rompieron además los vidrios de los ventanales y hasta prendieron fuego las cortinas. Utilizaron además sillas para tirar contra el frente de la Municipalidad. Los polícías presentes quedaron dentro de la construcción y retrocedieron luego del ataque con piedras.

Una situación tensa se produjo cuando la policía abandonó el edificio y disparó balas de goma hacia los manifestantes. Luego los oficiales volvieron a recluirse, ante las piedras recibidas. Mientras tanto, vecinos que no participaron de los incidentes, intentaron mediar con la fuerza de seguridad.

Gastón, de 12 años, fue asesinado por delincuentes que entraron a robar en su casa, ubicada en la calle 27, en el barrio Las Palmas.

 

FUENTE: REDACCIÓN / TN / AGENCIAS

Comments

comments