Micrófono en mano, Sergio Massa quedó parado entre dos gigantografías de Evita y Juan Domingo Perón. Para rematar, las siglas de la CGT, en la pantalla gigante, inundaban el fondo del escenario de Obras Sanitarias.

Desde ese marco ultraperonista, y frente a militantes y dirigentes de gremios, el candidato a senador de 1 País dio un paso más hacia lo que vendrá después de octubre. “Empieza la tarea de construir una nueva oposición. Empieza la tarea de construir el peronismo del siglo XXI”, prometió.

Para entonces ya habían sonado la marcha peronista y las palabras de Felipe Solá, primer candidato a diputado bonaerense; de uno de los triunviros de la CGT, Carlos Acuña; del líder de los textiles, Oscar Benítez, y de la secretaria de los gastronómicos de Avellaneda, Laura Sasprizza. Completaban el combo de las figuras en el escenario Rubén Ledesma, de Comercio de La Matanza, y la diputada Graciela Camaño.

La nota la dieron los camioneros de algunas seccionales que ocuparon una de las tribunas. Salvo esa y otras excepciones, el resto de los gremios que ocuparon Obras Sanitarias integraron la CGT Azul y Blanca de Luis Barrionuevo, quien fue la “ausencia presente” en el acto. Hasta que Solá lo mencionó como “secretario general de la CGT”. Un fallido o un guiño del ex gobernador que hizo reír a los presentes.

Antes de prometer “la construcción del peronismo del siglo XXI”, Massa juró a los presentes que los diputados de su espacio defenderán a los trabajadores de las reformas laboral y previsional “que esconde” el Gobierno. “No vamos a permitir que quiten derechos. No vamos a permitirle que corra la edad jubilatoria”, arengó.

La idea de reconstruir el peronismo flotó en el acto desde el principio. “No bajemos los brazos. Estamos a tiempo de revertir esta historia para que en el futuro podamos crear una alternativa de gobierno”, pidió Benítez. “Tenemos la obligación de usar bien la memoria de Perón y no arrastrarlo como los que se ponen la camiseta de un día para el otro”, dijo Solá, en alusión a Cristina Kirchner.

Quien volvió a mostrarse cómoda con el rumbo peronista que asume el massismo fue Margarita Stolbizer.

“Me enorgullece que podamos hacer una unidad con el peronismo que levanta las banderas de la justicia social”, dijo la líder de GEN camino a Mar del Plata, donde participó del coloquio de IDEA.

fuente LA NACION

Comments

comments