20 octubre, 2020

FM Cosmos

Últimas noticias de San Juan, Argentina hoy

“Los productores me contaron que llamó el ministro De Vido”

Alberto Padilla esperaba ser entrevistado cuando los sacaron del aire.

Aunque ya no se lo ve en la pantalla de la CNN en español, a Alberto Padilla lo reconocen y hasta le piden autógrafos. Pero pocas veces como ayer adquirió semejante protagonismo. La media hora que el martes por la noche pasó en los estudios de C5N marcaron su fugaz presencia en la Argentina y hasta le dieron trascendencia global. Había que verlo al mediodía mostrando en su celular los mensajes y los breaking news de diversos sitios de EE.UU. donde repercutió el leavantamientodel programa de Marcelo Longobardi. Padilla no alcanzó a ser entrevistado pero se convirtió en el testigo clave . El sociólogo Manolo Mora y Araujo y Juan Negri, de la cementera Minetti, que compartían su mesa en el Palacio Duhau, no salían de su asombro.

Padilla, que será orador en la asamblea anual del BID que arranca en Montevideo, llegó a Buenos Aires invitado por la Fundación Puente para las Américas que preside Jorge Pereyra de Olazábal. En el desayuno organizado por la Fundación, ayer en La Rural, Padilla contó el episodio a 40 ejecutivos: “Era el tercer invitado del programa, venía después de Alberto Fernández. Estaba con micrófono. De repente, vi a uno de los productores de Longobardi que le hace señas para que corte. Y directamente sacaron el programa del aire cuando Longobardi estaba preguntando.

Los operadores me dijeron que llamó De Vido ”.

Padilla lo tomó al pie de la letra y el martes a las 23,20 subió a Twitter: “Fui testigo que sacaron del aire a Longobardi por orden directa del Ministro De Vido luego de declaraciones del periodista Jorge Icaza”. Padilla confundió el nombre de Jorge Asís, que había sido el primer entrevistado.

El ex periodista de la CNN no fue la única nota de la comida organizada por la Academia Argentina de la Gastronomía, bajo la batuta de María Podestá. En lo que era un acontecimiento glamoroso, al que asistieron empresarios y diplomáticos para celebrar a los mejores chefs, hoteles y vinos; asomaba la preocupación por los otros temas del día, como la quita de las concesiones a YPF y el nuevo manejo de las reservas del Banco Central.

Allí, Guido La Tella, embajador de Italia se explayaba sobre lo que significa la confianza en términos de expectativas económicas . Su par de Francia, Jean Pierre Asvazadourian, prefería referirse a la nutrida agenda cultural, mientras Cristiano Rattazzi explicaba al petrolero Alejandro Bulgheroni que FIAT había vuelto a funcionar, aunque de a ratos. En otra mesa, la condesa Lily Sielecky, suegra del canciller Timerman, saboreaba el lomo Dry age . El ministro de Turismo, Enrique Meyer, iba a ser de la partida. Un oportuno llamado desde presidencia lo hizo cambiar de rumbo.

Comments

comments