30 octubre, 2020

FM Cosmos

Últimas noticias de San Juan, Argentina hoy

Comenzó la Cumbre Nuclear en Corea del Sur

Líderes de más de 50 países, entre ellos el presidente de Estados Unidos, Barack Obama, iniciaron este lunes en Seúl la II Cumbre de Seguridad Nuclear, que tendrá como telón de fondo las preocupaciones sobre el desarrollo atómico de Irán y el próximo lanzamiento de un cohete en Corea del Norte.

Líderes de más de 50 países, entre ellos el presidente de Estados Unidos, Barack Obama, iniciaron este lunes en Seúl la II Cumbre de Seguridad Nuclear, que tendrá como telón de fondo las preocupaciones sobre el desarrollo atómico de Irán y el próximo lanzamiento de un cohete en Corea del Norte.

Poco antes de que se iniciara la reunión, Obama advirtió que «el terrorismo nuclear es una de las amenazas más grandes para la seguridad mundial».

Se sigue almacenando material nuclear, suficiente como para hacer más armas atómicas, «sin la protección adecuada», subrayó, según la agencia Europa Press.

En el marco de la cumbre, los participantes analizarán durante una cena los avances realizados en seguridad nuclear desde que se realizara la primera cumbre hace dos años en Washington.

El martes, en la jornada principal de la reunión, se debatirá la posibilidad de adoptar más medidas contra el uso de material nuclear para realizar atentados y, en particular, la situación de Irán y Corea del Norte.

Como era de esperarse, la cumbre no abordará el desarrollo de armas nucleares en otros países, como en Rusia, China, India, Israel, Francia y Pakistán, ni tampoco el impulso dado en esta área por Estados Unidos, que prevé invertir 700.000 millones de dólares en la década 2011-2021.

Obama lanzó un mensaje concreto a Corea del Norte. «Quiero dirigirme directamente a los dirigentes de Pyongyang. Estados Unidos no tiene ninguna intención hostil para con su país. Nosotros queremos la paz», declaró.

«Pero debería quedar claro ahora que sus provocaciones y la continuación de su programa de armas nucleares no les garantiza la seguridad que buscan, las ha reducido», añadió. «No habrá recompensa para las provocaciones. Esta época ha quedado atrás», subrayó.

Corea del Norte anunció el 16 de marzo el lanzamiento a mediados de abril de un cohete de largo alcance cargado con un satélite de uso civil.

El anuncio se hizo días después de que Pyongyang se comprometió con Washington a una moratoria de sus lanzamientos de misiles, ensayos nucleares y actividades de enriquecimiento de uranio, a cambio de ayuda alimentaria estadounidense.

Por su lado, Corea del Sur advirtió hoy que destruirá en vuelo el cohete norcoreano si se desvía hacia territorio surcoreano en su lanzamiento.

«Estamos preparando medios de seguimiento de la trayectoria del misil y lo derribaremos si fuera desviarse de su ruta prevista y caer en nuestro territorio», declaró un portavoz del Ministerio de Defensa.

El presidente estadounidense se reunió en Seúl con su homólogo chino, Hu Jintao, para hablar previsiblemente del proyecto de lanzamiento de cohete de Corea del Norte, aliado de Beijing, y con el presidente de Corea del Sur, Lee Myung-bak.

Obama también advirtió hoy a Irán que le queda poco tiempo para alcanzar una solución diplomática a la disputa internacional sobre su programa nuclear.

«Irán debe actuar con la seriedad y el sentido de urgencia que este momento requiere», indicó Obama en Seúl. «Irán debe enfrentar sus obligaciones», añadió, según la agencia de noticias DPA.

«Una nueva norma internacional está emergiendo», agregó el mandatario. «Los tratados son vinculantes, las normas se harán cumplir y las violaciones tendrán consecuencias, porque nos negamos a entregarnos a un futuro donde cada vez más regímenes posean las armas más mortíferas del mundo», advirtió.

Obama reconoció el derecho de Irán a desarrollar un programa nuclear pacífico, pero acusó a Teherán de hacer ver los esfuerzos de la comunidad internacional para ayudar a que así sea con «negación, engaño y decepción».

A Washington le preocupa que Irán esté usando su programa nuclear para desarrollar armas, algo que Teherán niega enfáticamente argumentando que sólo persigue generar energía y lograr avances médicos.

Al margen de esta cumbre, un funcionario estadounidense indicó que Obama debería someter una nueva propuesta de reducción del armamento nuclear en mayo al presidente electo ruso, Vladimir Putin, en su primer encuentro como jefes de Estado.

El presidente estadounidense buscará así dar una continuación al Tratado sobre la Reducción de Armas Estratégicas (START) suscrito con el actual presidente ruso, Dmitri Medvedev, que concluye su mandato y este lunes celebrará su última reunión con Obama en Seúl.

«Después de una primera etapa importante con el nuevo tratado SART, (Obama) expresará su confianza en que Estados Unidos puede reducir sus reservas y mantener sus capacidades de disuasión y sus compromisos», indicó el funcionario.

Comments

comments