La medida adoptada por el Poder Ejecutivo permite a las empresas demorar otros seis meses la incorporación de imágenes y textos a las marquillas dispuestos por una ley aprobada por el Parlamento.

El Gobierno nacional concedió una prórroga de 120 días a las tabacaleras para que adecuen el empaquetado de cigarrillos e incorporen las imágenes y leyendas preventivas de acuerdo a lo establecido por la ley 26.687. Disconforme con esta decisión del Ejecutivo, el diputado da la Nación Fabián Peralta la tildó de “inexplicable”.

“Hace un año que se aprobó la ley que en su artículo 7 detalla lo referido a las leyendas e imágenes en los paquetes de cigarrillo, en la resolución del Ministerio de Salud 497/12 se establecía un período de 60 días para ajustarse a la nueva norma y ahora se le extiende un nuevo plazo de 120 días, la verdad no se entiende por qué”, manifestó Peralta.

Además, el legislador del Gen indicó: “La ley 26.687 protege a los no fumadores estableciendo los espacios libres de humo de tabaco, pero las leyendas o imágenes tienen además la finalidad de advertir, de concientizar y no es posible que a un año de sancionada la ley todavía se pida más tiempo”.

En Argentina son 40.000 las personas que fallecen anualmente por el consumo de tabaco y lo más injusto es que 6000 son fumadores pasivos, es decir, personas que han decidido no fumar pero lo hacen indirectamente por estar cerca de fumadores.

Para el diputado que integra el bloque que preside Stolbizer “esta ley y su reglamentación son un primer paso que debe ser completado con una legislación que proteja más efectivamente a los fumadores. En este sentido, significaría un gran logro para nuestro país que el Congreso de la Nación finalmente ratifique el Convenio Marco para el Control del Tabaco (CMCT), al cual Argentina adhirió en el año 2003 junto a 191 países.

La ratificación del CMTC se convertirá en un instrumento jurídico imaginado para reducir las enfermedades relacionadas con el consumo de tabaco en todo el mundo. Hoy, somos uno de los pocos países que no lo han ratificado. El consumo de tabaquismo, además de los costos humanos, significa para el país un gasto estimado en 7000 millones de pesos al año.

Para finalizar Peralta señaló: “Las adicciones a drogas legales no pueden ser desatendidas o subestimadas. Hoy el principal problema respecto al consumo adictivo de sustancias lo tenemos con el alcohol y el tabaco y es el Estado quien debe regular, controlar y llegado el caos sancionar a las empresas que lucran con el negocio”.

Comments

comments

Compartir
Artículo anteriorEn La Mañana
Artículo siguienteEl golpe mediático en Paraguay