La propuesta del Ejecutivo municipal pretende impedir que los nuevos barrios que se construyan en el departamento tengan pozos negros. La alternativa que proponen es la instalación de pequeñas plantas de tratamiento de líquidos cloacales en cada conjunto de viviendas.Por Juan Facundo Olivera – DIARIO DE CUYO

 En los últimos cuatro años el municipio de Rivadavia recibió más de 10.000 habitantes, producto de la construcción de nuevos barrios, entre privados y estatales, y según los cálculos oficiales se espera que siga incrementándose. Este crecimiento ha generado el colapso de algunos servicios que presta el municipio, como por ejemplo los camiones atmosféricos para desagotar pozos negros. Por este motivo, la intendente no quiere más barrios nuevos con pozos negros.

Ana María López manifestó a DIARIO DE CUYO ON LINE que ha enviado un proyecto al Concejo Deliberante, buscando la prohibición, mediante una ordenanza municipal, de la construcción de nuevos barrios con pozos negros, y de construirse, que se contemple la instalación de plantas de tratamiento de líquidos cloacales.

“La idea es tratar de ver, como ya se ha hecho en otras provincias, la posibilidad que los nuevos barrios que se construyan en Rivadavia, se hagan con las conexiones que tengan que ver con una planta de tratamiento de los líquidos, para que no se hagan más pozos negros”, explicó la intendente.

Para ejemplificar la situación, desde el municipio detallaron que receptan 50 pedidos diarios de camiones atmosféricos, por colapso de pozos negros. La administración no tiene un solo vehículo para tal fin y debe salir a contratar por día a un privado la prestación. “Es muy importante el gasto que estamos haciendo, no damos abasto con la demanda”, explicó López.

Pero si bien el problema existe hoy, podría agravarse en el futuro frente a la instalación de barrios nuevos. “A lo largo de toda la avenida Ignacio de la Roza tenemos aproximadamente más de 400 viviendas nuevas y otro tanto a construir, más la demanda que ya existe en la zona entre Libertador e Ignacio de la Rosa desde San Miguel junto con los Natania, el barrio Camus, el barrio CGT que no tienen cloacas y que va a pasar mucho tiempo para que los tengan. Entonces, para nosotros este tema es prioritario, necesitamos buscar una respuesta, una salida, porque los pozos negros que están tiene una vida muy corta, y termina siendo un problema”, dijo la funcionaria.

De esta manera la intendente explicó que “en el nuevo barrio construido quedan con todas las conexiones cloacales, que hoy irían a una planta de tratamiento, pero esa misma conexión sirve luego para conectarlo a un caño madre de una cloaca, cosa que hoy nada de esto se hace. Se hacen pozos negros que tiene muy poca duración, tenemos barrios privados, nuevos barrios por emprender, entonces creo que lo que hay que hacer es pensar hacia futuro y bueno justamente, si hablamos de la prohibición de los pozos negros es porque tenemos que pensar en una obra que resulte de mucho más beneficio para toda la comunidad. No solamente para Rivadavia ya que los pozos, a la larga, siempre terminan en una contaminación hacia lo bajo, entonces también tenemos que preservar a todos los sanjuanino que vive fuera de Rivadavia”.

Lo que ocurre es que la obra de la ampliación de la red cloacal que está finalizando la provincia, no abarca todo el departamento, sino una parte. Los vecinos que se encuentran radicados en la zona Norte y Oeste de Rivadavia, no tienen el servicio. Sólo un porcentaje de quienes viven en la zona Sur y Norte, cuentan hoy con el servicio de cloacas, explicaron fuentes oficiales.

Por último, la idea del Ejecutivo municipal es que el proyecto de ordenanza, puedan ser tratado en el Concejo Deliberante en agosto.

Comments

comments