La mandataria criticó al expresidente Cardoso, del partido opositor PSDB, a un mes de los comicios municipales. Su parecido con CFK y Chávez.

foto perfil.com

Los mensajes por cadena nacional parecen provocar polémica en Latinoamérica. Es que al cuestionado récord de la “cadena del ánimo” de la presidenta Cristina Fernández de Kirchner, y la defensa de este recurso por parte de su par venezolano, Hugo Chávez, se sumaron ahora las críticas a la mandataria brasileña Dilma Rousseff por usar esta vía para criticar a partidos opositores en un mes de comicios municipales.

El partido brasileño de la Socialdemocracia Brasileña (PSDB) anunció incluso que está evaluando pedir el procesamiento de Rousseff, a la que acusa de haber usado la estructura estatal de medios para hacer proselitismo a favor del Partido de los Trabajadores (PT).

Es, al menos, lo que anunció el propio jefe del PSDB, Sergio Guerra, quien dijo que su partido utilizará los “medios legales” que considere pertinente para denunciar a la jefa de Estado, según informó el sitio del diario brasileño Folha de Sao Paulo.

“Tal como lo vienen haciendo algunos de sus ministros prometiendo trato privilegiado a los municipios que elijan a candidatos del PT, la presidenta Dilma se valió de la cadena nacional de radio y TV para atacar a la política de privatizaciones del ex Presidente Fernando Henrique Cardoso“, dijo una nota del PSDB.

En efecto, la mandataria criticó el jueves a Cardoso, antecesor de Lula Da Silva, a través de cadena nacional, al recordar que las privatizaciones realizadas en aquellos años significaron “dilapidar el patrimonio público para pagar la deuda”.

Se trata de un enfrentamiento entre el PT y el PSDB en medio de la campaña electoral por las alcaldías de 5.600 municipios que se realizará el 7 de octubre, donde se destacan los comicios en grandes capitales como Sao Paulo, Rio de Janeiro y Belo Horizonte.

El uso intensivo de la cadena nacional también es debate en Argentina, donde la mandataria acumula 15 horas en 2012 en cadena nacional. Y lo es en Venezuela, donde Chávez es el precursor de este recurso para “dirigirse al pueblo” e el inventor del Aló Presidente (programa en que la población se comunica telefónicamente con el Jefe de Estado) lleva 75 horas al aire por su sistema de radiodifusión en un año electoral.

FUENTE: PERFIL

Comments

comments