El ex gobernador de Santa Fe, Hermes Binner, destacó las protestas simultáneas que se vieron en las principales ciudades del país, donde cientos de vecinos acusaron al Gobierno de “corrupción”, reclamaron por seguridad, por el cepo al dólar, y en rechazo de un presunto proyecto que impulsaría la re-reelección de Cristina Kirchner para un tercer mandato.

“Es un reclamo generalizado donde todos tenemos algo de culpa en esta realidad. Por acción u omisión tenemos que revivir lo que vivimos hace diez años atrás. Si no sabemos leer lo que ha pasado y lo que puede pasar, realmente no entendemos lo que es la Argentina”, afirmó hoy en declaraciones radiales.

El líder del Frente Amplio Progresista (FAP) rememoró las masivas protestas de 2001, ocurridas en el marco de una de las mayores crisis que vivió el país, cuando la economía, las instituciones y la clase política se encontraban devastadas.

“La Argentina es un país complejo, pero es un país necesario de gobernar a través del diálogo, que no es lo común. La gente se expresó ayer, diciendo una vez más que se vayan todos, y hace diez años no se fue nadie”, remarcó Binner.

Comments

comments