El bloqe del FpV que impulsaba la sanción de la ley de procedimientos para abortos no punibles, debió resignar que una de sus integrantes, María José Lunertino, fuera denunciada por el pleno de legisladores porteños ante el INADI por discriminación y ademas, será sometida ante la Junta de Etica del Parlamento porteño por inconducta política.

Finalmente y a raíz de los improperios vertidos a traves de la red social twiter que ofendía de manera insolente a los diputados Sergio Bergamn y Victoria Morales Gorleri del Pro por su condición religiosa, el arco opositor se vió obligado a recomponer el consenso con el Pro para así alcanzar el numero necesario y poder aprobar la norma que regula el procedimiento para tratar los abortos no punibles.

La aprobación del proyecto que regula el procedimiento a seguir en los casos de abortos no punibles contemplados en los incisos 1º y 2º del artículo 86 del Código Penal alcanzó 31 votos positivos y 26 negativos, quedando de esa manera sancionado.

Cabe destcar que los legisladores aprobaron con 55 votos afirmativos, el FpV incluido, una moción de privilegio contra Lubertino, y una petición para denunciarla en el INADI y que la conducta de la diputada kirchnerista sea analizada por la Junta de Etica, Acuerdos y Organismos de Control.

Cabe recordar que la ley regula los alcances del artíclo 86 en sus incisos 1º y 2º del artículo 86 del Código Penal y la misma contaba con el apoyo de la mayoría del arco opositor que supera al oficialismo macrista.

Según recordaron los legisladores, era la tercera vez que se intentaba sancionar esta ley que garantiza el acceso al aborto no punible en la Ciudad de Buenos Aires para todas las mujeres y adolescentes cuya vida o salud corre peligro o han quedado embarazadas luego de una violación.

Cabe destacar que el Pro, acompañado por los bloques Bases para la Unión y Unión Federal no logró la aprobación para que el proyecto sea considerado en las comisiones de Justicia y de Mujer, Infancia, Adolescencia y Juventud por lo que este jueves contaba con preferencia para ser tratado por el pleno de legisladores porteños.

La ley que de haber sido aprobada, tendría que ser reglamentafa por parte del Ejecutivo porteño – y en caso de que no sea vetada por éste o lo sea en forma parcial- debería volver a la Legislatura y, de ser así requerira de los dos tercios del Cuerpo para insistir en su promulgación.

Cabe destacar al respecto que el fallo reciente de la Corte Suprema sobre aborto no punible reforzó la posición de los bloques de la oposición al macrismo en la Legislatura y dio nuevo impulso al debate. A juicio de los legisladores, la sentencia despejó dudas sobre el Código Penal y “estableció que el acceso al aborto en los casos en que no es delito constituye un derecho de las mujeres que el Estado tiene la obligación de garantizar”.

fuente: parlamentario web

Comments

comments