25 octubre, 2020

FM Cosmos

Últimas noticias de San Juan, Argentina hoy

La asombrosa operación para desvincular a Boudou del expediente Ciccone

CON EL INFALTABLE APORTE DE PÁGINA/12

La asombrosa operación para desvincular a Boudou del expediente Ciccone

Más obvio imposible. Un día después de que trascendió la dura declaración de la ex pareja de Amado Boudou contra este en el marco del expediente Ciccone, apareció el siempre sospechoso Alejandro Vandenbroele y presentó un «espontáneo» escrito judicial en el que vincula al oscuro banquero Raúl Moneta con la trama.

En el documento de 110 páginas presentado ante el juez Ariel Lijo, aparecen supuestos comprobantes de los giros de dinero y del entramado de sociedades a través de las cuales Moneta habría tomado el control de esa empresa.

Como no podía ser de otra manera, diario Página/12 publica la «primicia» a través de la pluma de los siempre serviciales Raúl Kollmann e Irina Hauser.

Allí se alude al escrito de Vandenbroele, donde se revela que The Old Fund, la empresa que fue controlante de la ex Ciccone hasta su nacionalización, obtuvo financiación a través del aporte de Cooperativa de Crédito Marítima del Sur y Federalia Sociedad de Finanzas, Maxifarm. Esos aportes de dinero estarían unificados en cabeza de Mayer Business Corporation, que es propiedad de Raúl Moneta y que fue la misma sociedad que realizó el primer aporte de capital en The Old Fund a través de la accionista uruguaya Dusbel, en octubre de 2010.

«En su presentación judicial, Vandenbroele reitera que no tiene ninguna relación con el vicepresidente Amado Boudou y que todo empezó cuando fue contratado por Guillermo Reinwick, yerno de Nicolás Ciccone. En el texto sostiene que hubo un convenio de confidencialidad para que Vandenbroele trabajara en el salvataje de la calcográfica, la única impresora privada de billetes», según la crónica de Página/12.

Por las dudas, el mismo diario asegura que «Boudou no aparece señalado en ninguna parte del expediente, pero sus acusadores siempre hicieron sobrevolar la sospecha de que era el verdadero propietario de The Old Fund o que lo era su amigo José María Núñez Carmona». El dato es falso, ya que el nombre del vice se menciona en la voluminosa causa judicial al menos en 20 oportunidades diferentes.

Por otro lado, diario La Nación refuta hoy la afirmación más importante de Vandenbroele, al haber encontrado que en algún momento fue accionista de The Old Fund, algo que este último siempre negó y que incluso aclara en el escrito presentado en las últimas horas.

La maniobra que se intenta llevar adelante en estos momentos, de despegar a Boudou y echar toda la culpa en Moneta, es muy burda. ¿Por qué no aclaró antes Vandenbroele todo este embrollo si es como lo cuenta? ¿Por qué insiste en mentir en cuestiones que ya se demostraron falsas a nivel judicial?

Un solo párrafo de la nota de Página/12 es certero en su diagnóstico. Es la oración final: «Todo indica que a Lijo y Di Lello los esperan semanas y semanas de trabajo para evaluar al detalle las implicancias de esta historia y la documentación aportada».

Lo demás, es pura operación de prensa. Como siempre.

 

Carlos Forte/TRIBUNA DE PERIODISTAS

Comments

comments