20 octubre, 2020

FM Cosmos

Últimas noticias de San Juan, Argentina hoy

EL INTENDENTE DE ZONDA PIDE A LA UNIÓN VECINAL QUE LE COBRE AL MUNICIPIO LO MISMO QUE A CUALQUIER USUARIO

 

La deuda asciende a los $140.000. El interventor de la Unión Vecinal encargada de distribuir el agua, inició acciones judiciales para poder cobrar. El Intendente Cesar Monla reconoce la situación y aclara que “hasta que no me diga porque nos cobra $1000 por cada surtidor en vez de $25 como a cualquier usuario, no voy a pagar”. Por Gastón Sugo /DIARIO DE CUYO

21053857El problema en un tablero eléctrico en una de las bombas de la planta distribuidora de agua potable del departamento Zonda, que dejó a un sector de los habitantes sin el servicio casi por un día, fue motivo para que un problema grave salga a la luz. El municipio no paga por el agua que consume en su edificio desde el mes de diciembre de 2011, acumulando una deuda de $140.000 aproximadamente.

Andrés Sánchez, Interventor de la Unión Vecinal, explicó a este medio que “hemos realizado todos los pasos en busca que cobrar la deuda que tiene el municipio con la Unión Vecinal. Presentamos notas, reclamamos por vía administrativa, enviamos cartas documento, hasta que hemos llegado a la intimación judicial”, explicó.

Según relatan desde la Unión Vecinal, la gestión Monla nunca pagó una sola boleta del agua desde que el basualdista llegó a la intendencia. Frente a ello Sánchez dijo que “tenemos la posibilidad de sentarnos a charlar y saldar las diferencias y poder firmar un convenio como corresponde y que así paguen lo que corresponde”, manifestó.

Por su parte el intendente Cesar Monla, dijo a Diario de Cuyo Online “si es verdad, no pagamos desde diciembre de 2011. Y no vamos a pagar hasta tanto nos expliquen por qué nos cobran un precio totalmente distinto a cualquier usuario. Nosotros tenemos 12 surtidores en todo el municipio y nos quieren cobrar $1000 por cada uno, cuando a los usuarios se les cobra entre $25 y $30 por mes. No entiendo por qué la diferencia”, lanzó.

Actualmente la vecinal tiene 1472 usuarios, de los cuales solo el 25% se encuentra al día. Todas las viviendas tienen medidores y el monto fijo que se les cobra por mes es de $22, más $3 en concepto de cuota societaria de la Unión vecinal. En caso que consuman más de los 15m3 que tienen asignados por mes, se les cobra un diferencial ajustado al consumo excedente.

Monla se encargó de aclarar que, según aduce la vecinal, existe un convenio firmado años atrás donde se fija ese valor diferencial para el municipio, pero dijo que “no tengo constancia de la existencia de ese acuerdo o convenio que dice el interventor. Yo le he pedido que me acerque las copias y así analizarlo. Si existe el documento, cosa que dudo, yo no tengo ningún problema en aceptarlo y pagar. Pero no hay nada en los registros del municipio. Es una barbaridad lo que se nos quiere cobrar”.

La situación económica de la Unión Vecinal viene empeorando año tras año. Actualmente y según su interventor tienen algo más de $250.000 en deudas, juicios laborales y pagos no realizados a la AFIP, sin contar lo que tienen puesto al cobro. Esta situación podría encontrar un paliativo si el municipio paga sus deudas, pero es algo que por el momento no está tan cerca ni claro como para concretarse.

Comments

comments