26 octubre, 2020

FM Cosmos

Últimas noticias de San Juan, Argentina hoy

Los candidatos kirchneristas pierden respaldo en la pelea por la Provincia

Alicia Kirchner aparece peor posicionada que Sergio Massa, Francisco De Narváez y Ricardo Alfonsín. Sin embargo, el 43% cree que el Gobierno ganará los comicios.

Los candidatos: Sergio Massa, Alicia Kirchner, Ricardo Alfonsín, y Francisco De Narváez.

seis días del cierre de listaspara las primarias abiertas de agosto, el kirchnerismo enfrenta dificultades para encontrar un candidato competitivo que le asegure un buen resultado en la provincia de Buenos Aires, que por su peso específico es la batalla trascendental.

Los pronósticos negativos para el kirchnerismo en la Provincia aparecían incluso antes del choque del tren Sarmiento. Y todavía debe medirse como impactó la tragedia. Según una encuesta deManagement & Fit que mide la predisposición a votar a un dirigente,Alicia Kirchnerque es hoy una de las candidata más fuertes que tiene el kirchnerismo, queda relegada a una cuarta posición. Sólo un 26,5% mostró inclinación a votarla, incluyendo un 7,6% que la elegiría sin dudarlo. El 53,2%, por el contrario, dijo que “nunca la votaría”. Sergio Massa, Francisco De Narváez e incluso Ricardo Alfonsín la superan.

Esto no significa que de haber elecciones hoy Alicia Kirchner terminaría relegada al cuarto lugar, ya que no se consideran otros factores, como las estructuras partidarias del kirchnerismo, que en el momento de sumar los votos garantizan un piso mucho más alto. Pero, de todas formas, es un indicador de las dificultades con las que el Gobierno afrontará la inminente campaña electoral.

La posibilidad de que el kirchnerismo recupere terreno tampoco es alentadora: la imagen negativa de Cristina Kirchner en el territorio bonaerense sigue mostrando una curva ascendente, y alcanzó en la medición de junio un 44,7%. Tres meses antes, esa imagen negativa era sólo del 35,8%. En cuanto a la imagen positiva, la Presidenta parece haber alcanzado un piso apenas por debajo del 30%.
A pesar de estos números, es curioso que entre las 1.600 personas encuestadas existe cierto escepticismo respecto a que el kirchnerismo pueda perder las próximas elecciones. El 43% considera que va a ganar y sólo el 36% ve posible una derrota. Sin embargo, la pregunta era “¿quiere usted que el kirchnerismo gane las elecciones legislativas?”. Y allí las respuestas positivas caen al 28%.

En la provincia de Buenos Aires, sin embargo, todavía debe dilucidarse la incógnita principal. Esto es si Massa participará como candidato o, por el contrario, elige mantenerse en la intendencia de Tigre.
Las definiciones llegarán inexorablemente antes del sábado próximo, cuando vence el plazo para presentar las listas.

Ante este panorama, las posibilidades del oficialismo de alcanzar los dos tercios de los legisladores que le permitan habilitar una reforma constitucional son casi nulas. Y, como si fuera poco, el 62% de los consultados responde que no volvería a elegir a Cristina para un nuevo mandato. En la fotografía de hoy, entonces, no hay lugar para una nueva reelección.

Otras caras. Martín Sabbatella, titular de la Afsca y uno de los principales referentes en el enfrentamiento con el Grupo Clarín, es el otro dirigente kirchnerista incluido en la consulta que mide la predisposición a ser votado. Y el escenario es incluso peor que el que enfrenta Alicia Kirchner. Sólo el 12,2% acepta que podría votarlo y casi el 58% nunca lo votaría.

Florencio Randazzo, quien hasta la tragedia de Castelar también sonaba como un posible candidato, tiene un bajo nivel de imagen negativa (23%), pero también de positiva (16,4%). Su nivel de desconocimiento alcanza el 27%, un indicador más de por qué la cuñada de Cristina sigue siendo una figura fuerte. La Presidenta resolvió que asumirá el papel central de la campaña oficialista.

Diferencias. Es significativo también el alto nivel de desconocimiento que afecta al resto de los dirigentes que podrían tener un rol preponderante en las listas kirchneristas. Ninguno baja del 55%. El intendente de Lomas de Zamora, Martín Insaurralde, por ejemplo, es casi un número puesto para ocupar los primeros lugares en la nómina (ver página 7). El estudio muestra un equilibrio entre su imagen positiva y la negativa, pero aseguran no conocerlo el 55% de los encuestados.

Peor aún es el escenario para el secretario de Seguridad, Sergio Berni (56% de desconocimiento, 5% de positiva y 14% de negativa).

El panorama es distinto para Sergio Massa y Daniel Scioli, que se muestran cada vez más lejos del kirchnerismo y siguen liderando el ranking de imagen positiva. El primero tiene 50% de imagen positiva y el segundo 38%. Para el intendente de Tigre, que todavía mantiene la incógnita sobre su eventual candidatura, el panorama es inmejorable: 18,4% seguro lo votaría y 33,2 por ciento podría votarlo (un total de 51,6%). Y sólo 26,2% nunca lo votaría.

La esperanza, para el kirchnerismo, sigue estando en el Conurbano. Ahí los indicadores son siempre un poco mejores, por eso en ese sector intentará apuntalar y consolidar su voto.  El kirchnerismo enfrentó en 2009 una derrota en la Provincia de Buenos Aires a manos de De Narváez.

Luego logró recuperar votos fuertemente y Cristina Fernández conquistó la presidencia en 2007, acompañada por un triunfo contundente en la Provincia de Buenos Aires. Desde el cepo al dolar, el respaldo a la gestión kirchnerista disminuyó gradualmente y los votantes se polarizaron entre el rechazo y la aprobación. Pero el Gobierno todavía tiene cinco meses para revertir la tendencia.

perfil

Comments

comments