El Gobierno envió a Diputados un proyecto para derogar una ley que obstaculiza la explotación.Por Walter Rios – Diario De Cuyo

El proyecto turístico de la hostería de Agua Hedionda, ubicada en Jáchal, tiene el camino libre para que pueda ser explotado por primera vez. El obstáculo que existía era que una ley establece la venta del inmueble para que un privado lo comercialice, lo que en la práctica significaría que el Estado se desprende totalmente del bien. En cambio, la gestión giojista quiere ofrecerlo en concesión, a cambio de un canon, y así mantenerlo bajo su control. Para eliminar esa traba, el Gobierno envió un proyecto para derogar la norma que imponía la transacción de la hostería y ayer fue derivado a estudio en la Cámara de Diputados. En el oficialismo dan por descontado que la propuesta será aprobada, por lo que, resuelto el escollo, “el camino está absolutamente allanado para lanzar su concesión”, aseguró el ministro de Turismo, Dante Elizondo.

La hostería de Agua Hedionda fue construida hace más de 50 años y tiene una larga historia de intentos para que esté abierta al público (ver recuadro). Ahora sólo resta el OK final de la Legislatura y que el Ejecutivo analice una fecha para hacer el llamado a licitación para su concesión. Elizondo explicó que ya está el proyecto y los pliegos que contemplan las mejoras para reacondicionar las instalaciones y dejarlas operativas. Sucede que el edificio quedó en la ruina tras años de abandono.

El complejo está instalado en la llamada Cuesta de Huaco, enclavado en un paisaje impactante. Además, cuenta con otro atractivo especial: por la zona fluyen aguas termales. Todos esos factores lo convierten en un sitio turístico con un potencial gigantesco. Por esa razón, la gestión giojista le puso el ojo desde hace tiempo y ya solucionó las trabas para concesionarlo.

El primer obstáculo tuvo que ver con algunos inconvenientes en el título de propiedad de todo el predio, pero el ministro Elizondo destacó que ya está “saneado”. Y el segundo era la ley sancionada en 1997, durante el gobierno de Jorge Escobar, que estipuló la venta de la hostería para su funcionamiento. En los fundamentos del proyecto giojista, que busca derogar esa norma, establece que “en la actualidad, no es la política estatal la venta de activos o bienes del Estado a favor del sector privado”. Lo que sí hará el Ejecutivo es entregarlo en concesión a quien gane la licitación, por un tiempo determinado y a cambio de un canon mensual. La diferencia radica en que el inmueble seguirá bajo el dominio público. “Es política de este Gobierno mantener y recuperar los bienes del Estado para un mejor aprovechamiento. En el aspecto turístico se busca alentar las inversiones que tengan un impacto positivo”, señala el proyecto.

Comments

comments