30 octubre, 2020

FM Cosmos

Últimas noticias de San Juan, Argentina hoy

Remontar el barrilete de Cristina Fernández de Kirchner precisa de una brisa que hoy día no tiene, y muy dificilmente encuentre en el peronismo en el futuro: es una conclusión de la lectura de la encuesta de Management & Fit. Otra: cambiar a Jorge Capitanich pero no a Axel Kicillof carece de sentido como estrategia de recuperación de imagen positiva. Otra más: Daniel Scioli sigue siendo, le guste o no al kirchnerismo, la única opción que tienen, y ya es insostenible la permanencia de la mala relación entre las partes.
Remontar el barrilete de Cristina Fernández de Kirchner precisa de una brisa que hoy día no tiene, y muy dificilmente encuentre en el peronismo en el futuro: es una conclusión de la lectura de la encuesta de Management & Fit. Otra: cambiar a Jorge Capitanich pero no a Axel Kicillof carece de sentido como estrategia de recuperación de imagen positiva. Otra más: Daniel Scioli sigue siendo, le guste o no al kirchnerismo, la única opción que tienen, y ya es insostenible la permanencia de la mala relación entre las partes.

CIUDAD DE BUENOS AIRES (Urgente24). Más de 6 de cada 10 argentinos desaprueba la gestión de Cristina Fernández de Kirchner, puede resultar una conclusión del más reciente sondeo de opinión pública de la consultoraManagement & Fit: 1.600 entrevistados en el país, del 28/04 al 08/05.

Esto surge de que cuando se preguntó «¿Ud. aprueba o desaprueba la forma en que Cristina Fernández de Kirchner está conduciendo el gobierno nacional?», el 64,7% eligió Desaprueba; el 25,5% eligió Aprueba; y 9,8% el No Sabe/No Contesta.
La serie histórica es fatal para la Presidenta de la Nación que parece decidida a convertirse en la futura líder opositora.
Ocurre que quienes desaprobaban su gestión sumaban 46,5% en octubre de 2013, cuando ocurrieron las elecciones generales cuyo impacto ella intentó evitar en su imagen, invocando que su recuperación médica la obligaba a desaparecer de la escena política. Pero hoy día la desaprueba el 65,3%.
Es evidente que Cristina no es lo que viene.
Quien ella ambicionaba fuese su delfín, Amado Boudou, es el personaje con peor imagen en el ranking encuestado.
Boudou tiene un -48,4% que se descompone así: Imagen Muy Buena, +0,9%; Buena, +7,8%; Regular, +21,9%; Mala, +57,1%; No contesta, +6,9%; y No lo conoce, +6,3%.
En el ranking invertido, de abajo hacia arriba, el personaje con un poco menos de imagen negativa es Jorge Capitanich, otrora presidenciable del Frente para la Victoria: -32,0%.
El desagregado de la imagen de Capitanich es el siguiente: Muy Buena, +2,0%; Buena, +12,4%; Regular, +24,5%; Mala, +46,5%; No contesta, +5,7%; y No lo conoce, +8,9%.
En el siguiente caso en la tabla negativa del kirchnerismo aparece un personaje que obliga a un fuerte debate adicional: Axel Kicillof.
Si Kicillof tiene apenas una imagen menos negativa que Capitanich, ¿por qué en la Casa Rosada se habla del inminente reemplazo de Capitanich y no de Kicillof?
En definitiva, y más allá de su enfermiza genuflexión, Capitanich no es el responsable de las políticas de Seguridad, considerando que la Inseguridad es el tema que más preocupa a la opinión pública; ni de la Economía, que tiene en la Inflación y el Desempleo, los siguientes temas que preocupan al universo encuestado.
Por lo tanto, un cambio de Capitanich pero no de Kicillof carece de sentido común porque no le permitiría a Cristina recuperar espacio frente a un difícil 2do. semestre ya que no habría percepción de un cambio.
Kicillof tiene una percepción de imagen de -29,9%, que se desglosa así: Muy Buena, +1,8%; Buena, +9,6%; Regular, +21,9%; Mala, +41,3%; No contesta, +7,1%; No lo conoce, +18,3%.
Cristina Fernández de Kirchner es el siguiente personaje con imagen más negativa, con una percepción de -20,4%.
El desglose de la imagen de la Presidenta de la Nación es: Muy Buena, +7,1%; Buena, +17,4%; Regular, +24,2%; Mala, +44,9%; No contesta, +4,8%; y No lo conoce (?), +1,7%.
De los integrantes del Ejecutivo Nacional, la mejor imagen es la de Florencio Randazzo, ministro de Transporte e Interior, y es negativa: -4,5%.
Pregunta inicial: ¿se puede ser precandidato presidencial con una imagen negativa desde el inicio?
Comentario: es muy alto el porcentaje que no identifica aún quién es Randazzo.
La imagen de Randazzo se desglosa así: Muy Buena, +3,7%; Buena, +17,9%; Regular, +28,4%; Mala +25,2%; No contesta, +8,2%; y No lo conoce, +17,4%.
Es evidente que el Frente para la Victoria no tiene un personaje mejor que Daniel Scioli. No es un dato novedoso y es ridículo que Cristina Fernández de Kirchner insista en deteriorarlo para asegurarse ella un rol de líder en el futuro (ah, Michelle Bachelet… ). También es ya un masoquismo preocupante lo de Scioli, quien insiste en aferrarse a Cristina y sus decisiones, cada vez más equivocadas.
Scioli tiene un diferencial de imagen pública de +16,5%, que se desglosa así: Muy Buena, +5,9%; Buena, +29,7%; Regular, +35,8%; Mala, +19,1%; No contesta, +5,8%; y No lo conoce, +3,8%.
Es cierto que Sergio Massa es quien lidera hoy todas las encuestas: de popularidad, de intención de voto y de percepción de imagen. En este caso, +20,8% según Management & Fit.
Luego, en un ascenso para destacar, aparece Hermes Binner, con +19,6%.
Pero en el rango siguiente se ubica Daniel Scioli, con +16,5%; por arriba de Julio Cobos, que tiene +5,4%; y de Mauricio Macri, que tiene +2,9% (¡qué problema tiene el PRO para ir a las urnas en 2015 si no consigue concretar una alianza antes del comicio!).
La relación entre Cristina y Scioli es aún menos comprensible cuando se busca el capítulo, en la encuesta, titulado: «Si Ud. tuviera que votar en una interna peronista, ¿a quién elegiría?».
Daniel Scioli gana con 31,1%.
Le sigue el No sabe/No contesta, con 30,5%, que demuestra la destrucción del Partido Justicialista durante los 12 años ininterrumpidos que lleva en el poder, un suicidio elegido primero por Eduardo Duhalde y luego por los inefables Kirchner.
Más abajo en el ranking, José Manuel De la Sota, quien no es kirchnerista ni lo quiere ser, con 10,9%.
Después, el ministro Florencio Randazzo, con 10,0%.
Más abajo, Jorge Capitanich, con 4,2%.
Más abajo aún, Sergio Urribarri, con 2,0%. ¿Cómo es que algunos en la Casa Rosada han alentado la precandidatura de Urribarri, si es que no existe en las encuestas ni siquiera para el propio elector peronista? Sin duda, la torpeza es ya un denominador común en el Frente para la Victoria.
Más abajo aún, Julián Domínguez, con 0,7%.
Y, con ínfulas de liderazgo futuro (ambición que tendrá que revisar, sin duda, al menos desde qué partido la sostendrá), en el mismo nivel de Hugo Moyano, Martín Insaurralde y José Luis Gioja, se ubica Cristina Fernández de Kirchner, con 0,1%.
—————
La encuesta se realizó de 28/04 al 08/05, 1.600 casos en Ciudad de Buenos Aires, Centro, NOA, NEA, Cuyo y Sur, según un muestreo polietápico para el que se seleccionó un universo muestral proporcional al tamaño medido en electores 2013, barrios de CABA, 2 municipios del 1er. cordón del GBA y 2 del 2do. cordón, 2 departamentos de Córdoba y 2 de Santa Fe, y en Entre Ríos, Mendoza, San Juan, Chaco, Corrientes, Tucumán, La Rioja y Chubut 1 cada uno. Las encuestas fueron una mezcla de telefónicas (a estratos socioeconómicos medios y altos) y presenciales (estratos bajos).
El error muestral es +/- 2,45% para un nivel de confianza de 95%.

Comments

comments