27 octubre, 2020

FM Cosmos

Últimas noticias de San Juan, Argentina hoy

«El control de precios para bajar la inflación es estúpido»

_401_464_259430   El International Misery Index 2013 arrojó un triste resultado para la región: entre los cuatro primeros países que encabezan el ranking, dos eran latinoamericanos. El primero de ellos, Venezuela, y el cuarto, Argentina. En segundo y tercer lugar se ubicaron Irán Serbia, respectivamente.

Su autor, el economista Steve Hanke, conoce perfectamente la situación que se vive en la región y los problemas políticos, financieros y económicos que deben enfrentar los gobiernos populistas como el de Nicolás Maduro y el de Cristina Kirchner.
Entrevistado por el periodista argentino Luis Novaresio en InfobaeTVHanke explicó cómo se calcula el índice, basándose en datos oficiales y no oficiales -muchos regímenes y gobiernos corruptos alteran las estadísticas- para dividirlos luego por el PBI per cápita. Esos datos son: lainflación, la tasa de interés de los préstamos y el nivel de desocupación de cada nación.
En la región, Venezuela Argentina sacaron una mala nota. «Comparando Venezuela y Argentina, se podría decir que en éste último país hay todavía una racionalidad residual. Venezuela está más cerca de Cuba«, señaló crítico Hanke.
Respecto a los problemas que enfrentan ambos países, el economista de la Johns Hopkins University señaló a la inflación como uno de los principales desafíos que no pueden controlar aún. En tal sentido, cuestionó los proyectos tendientes a controlar los precios y el abastecimiento de productos. «Es estúpido querer controlar los precios«, manifestó.

«Es absolutamente estúpido querer controlar precios y controlar así la inflación. Lo que hay que controlar es la emisión de dinero. El control de precios crea falta de productos, corrupción y un mercado negro, como el que se ve en el de las divisas«, dijo Hanke.

El economista también se refirió a la relación que los problemas económicos tienen con la imagen de los presidentes de ambos países: «La popularidad de Maduro está declinando y también la de Cristina Kirchner. Pero la de Maduro está un poco más alta. Ambos son poco populares«, señaló.

El académico fue particularmente crítico con la Argentina y con su conducción económica. «El más grande enemigo de la gente en Argentina es su gobierno», expresó y agregó que «la situación en Argentina va de mal en peor y dramáticamente peor en términos de expectativas de acá en adelante«.

«El gobierno argentino no cree en los derechos de propiedad«, concluyó.

 

 

Comments

comments