mauricio-macriSerá su primera salida al exterior y también la primera cumbre en la que participará como presidente. Mauricio Macri estará el próximo lunes 21 en Asunción, en la XLIX Cumbre de Jefes de Estado del Mercosur y países asociados, en la que, supo Clarín, reclamará a Nicolas Maduro la libertad de los presos políticos en Venezuela. Entre ellos están el emblemático dirigente opositor Leopoldo López y el alcalde de Caracas, Antonio Ledezma, aunque se calcula que son entre 75 y 80 los detenidos por razones políticas.

“Buscamos poner el Mercosur en una dinámica que genere más integración, más trabajo y respete los derechos humanos”, señaló una alta fuente de la nueva diplomacia argentina, la que agregó que Macri podría dirigir su pedido a Maduro en forma bilateral o en la ronda de discursos que le toca a cada presidente. Según supo este diario, Argentina ya ha informado de ello a los otros miembros plenos del bloque: Brasil, Paraguay y Uruguay. Señalaron además que la posición no será una cuestión de desmarque propio del bloque.

Al igual que Macri, Maduro figura entre los presidentes que darán presente en Asunción, entre el domingo 20 y el lunes 21. Sin embargo, como lo hizo en otras cumbres, podría suspender a último momento su viaje si ve que se le vuelve a complicar el frente interno. El chavismo sufrió una severa derrota por parte de la oposición en las últimas elecciones legislativas del 6 de diciembre. De asistir el venezolano a la cumbre de Paraguay será el primer cara a cara de ambos mandatarios, en el marco de un cambio de rumbo total por parte de la Argentina en la relación con Venezuela, lo que generó airadas reacciones por parte del chavismo.

Durante su campaña electoral, Macri advirtió que pediría la cláusula democrática del Mercosur contra Venezuela, la que estipula en cierto grado la suspensión de un país cuando se desmarca del rumbo democrático. La entrada en acción de la canciller Susana Malcorra moderó estas promesas, que encontraron también oposición en los gobiernos de Brasil y Uruguay. Pero la propia Malcorra dijo en una entrevista con Clarín que esperaba el respeto a los resultados del 6 de diciembre pasado, y que igual el presidente podía hablar “del respeto a los principios de los derechos humanos” a “nivel regional ante los otros jefes de Estado o referir al tema de manera bilateral a Maduro”.

Macri no le ha pedido ni le pedirá un encuentro a solas al venezolano, se indicó a Clarín. El presidente, no dudó en felicitar a la oposición venezolana el pasado 6 de diciembre, y reiteró su pedido por los presos políticos. Maduro lo llamó “un burgués de la élite”, y calificó al nuevo gobierno como “ la crema de la élite” a la que le va ir “muy mal”. Entre tanto, el verdadero hombre fuerte de Venezuela, el ex presidente de la Asamblea Nacional, Diosdado Cabello, acusó a Malcorra de ser “la CIA”, la central de inteligencia estadounidense. Así las cosas.

La seguridad presidencial todavía no ha informado si el Presidente hará su primer viaje rumbo a Asunción en el Tango 01. Tampoco se informaron los detalles de la partida, aunque sí que viajarán, Malcorra, el vicecanciller Carlos Foradori, y el secretario de Asuntos Estratégicos, Fulvio Pompeo. Pero el día anterior también deberían estar en la capital paraguaya el ministro de Hacienda y Finanzas, Alfonso Prat-Gay; y el nuevo presidente del Banco Central Federico Sturzenegger para participar de la reunión del Consejo del Mercado Común, en la que estarán sus colegas regionales.

Mientras el Mercosur negocia la entrada de Bolivia como miembro pleno, deberá refrescar las promesas recientes de retomar la negociación por un acuerdo de libre comercio con la Unión Europea.

 

fuente CLARÍN

Comments

comments