El ex secretario de Transporte del kirchnerismo, Ricardo Jaime, permanece detenido en una unidad especial de Gendarmería a pocas cuadras de los Tribunales de Comodoro Py, donde alrededor de las 9 de la mañana deberá presentarse para que lo indague el juez federal Julián Ercolini.

Jaime, hombre de confianza de Néstor Kirchner, pasó su segunda noche preso e incomunicado en la Unidad Especial de Investigaciones y Procedimientos Judiciales ubicada en el edificio Centinela del barrio de Retiro. El juez Ercolini decidió detenerlo días atrás por una multimillonaria compra de vagones y locomotoras inservibles a España y Portugal, pagando sobreprecios y escondiendo coimas.

El primer detenido del Gobierno kirchnerista por corrupción, permanecerá en la unidad de Gendarmería aproximadamente hasta las 9 de la mañana, cuando será trasladado hasta los Tribunales de Comodoro Py para declarar. Para mandarlo a detener, el magistrado consideró que había “peligro de fuga” y lo hizo traer desde Córdoba.

Ercolini ordenó su detención el sábado y Jaime terminó entregándose pocas horas después en la delegación cordobesa de la Policía Federal. El juez mandó trasladarlo a Buenos Aires para tomarle declaración en una causa donde se lo investiga formalmente por “malversación de caudales públicos” en la compra de material ferroviario por 222 millones de euros.

Según un informe de la Auditoría General de la Nación (AGN) que analizó las contrataciones desde 2004 a 2010, el material adquirido era inservible, no se controlaron los envíos y luego se dejó abandonado. Jaime estaba a cargo en ese entonces del llamado “Plan Nacional de Reorganización, Recuperación y Modernización del Ferrocarril Nacional”.

También se detectó que el Estado Nacional pagó sobreprecios de hasta un 177% y conceptos por “rehabilitación de unidades” que nunca se llevaron a cabo.

Poco antes de ser detenido, Jaime dijo a un canal de TV que estaba dispuesto a “dar todas las explicaciones que corresponden al Juzgado”. Además de Jaime, también sigue detenido su testaferro Manuel Vázquez, mano derecha en la gestión de Jaime en Transporte y también condenado por causas de corrupción.

El ex funcionario ya tiene tres condenas, la mayor a seis años de prisión por su responsabilidad política en los hechos de la Tragedia de Once, cuando murieron 51 personas. También está condenado en otras dos causas: por intentar sustraer pruebas en un allanamiento y por recibir dádivas de empresarios privados. Y acumula unas 20 causas penales más por diversos hechos de corrupción.

 

fuente CLARÍN

Comments

comments