La diputada jujeña Mabel Balconte aseguró esta noche que no denunció antes las irregularidades en el manejo de fondos que llevaba a cabo la organización Tupac Amaru por que “estaba amenazada” por la dirigente Milagro Sala, y aseguró que no se encuentra “secuestrada”, como denunciaron representantes legales de la dirigente social que actualmente se encuentra detenida, al tiempo que ratificó sus acusaciones contra Máximo Kirchner.
“No denuncié antes toda esta operatoria porque estaba amenazada por la gente de Milagro Sala. Hoy no estoy secuestrada y no me siento en peligro”, señaló la legisladora en declaraciones al programa La Cornisa, emitido por el canal América TV.

La abogada defensora de Sala, Elizabeth Gómez Alcorta, denunció que “el martes en altas horas de la noche subieron a la legisladora en una camioneta” en la que se encontraba junto a otra persona el abogado Guillermo Puertas.

Sin embargo, el letrado, presente en el estudio junto a la diputada, negó las acusaciones y ratificó las denuncias de su defendida contra Máximo Kirchner.

Milagro siempre viajaba con muchos compañeros y llevaban valijas. Llegué a ver fajos de dinero y eso se llevaba a la quinta de Olivos. Ese dinero era entregado a Máximo Kirchner”, relató la legisladora.

Balconte amplió su declaración indagatoria el viernes en el marco de la causa por asociación ilícita, fraude a la Administración Pública y extorsión, que tiene como principal acusada a Sala.

En su declaración reveló el modus operandi en el manejo de los fondos públicos que se bajaba a las organizaciones sociales, cómo se distribuía el dinero y cuál era el destino, según afirmó su abogado defensor.

Balconte, que renunció al bloque del Frente Unidos y Organizados, contó en su declaración que “gente de Milagro Sala retiraba el dinero del Banco Nación y lo llevaba a la vivienda de ella en el barrio Cuyaya” y que de allí lo llevaban “en varias cantidades de valijas, por avión, a Buenos Aires” hasta un departamento “en calle Perú al 260” de la dirigente de la organización Tupac Amaru.

“De ahí armaban una reunión el cuervo Larroque con “Coco” Garfagnini, para llevarla a la Quinta de Olivos, destino final de los fondos”, dijo Balconte.

Tras la declaración de la diputada el Fiscal de Estado de Jujuy, Mariano Miranda, envió una carta abierta a Máximo Kirchner en la que enumeró las causas donde está involucrada Milagro Sala, entre ellas la de fraude a la administración pública, en torno a la que pidió “respetuosamente” al dirigente kirchnerista que “vaya preparando las valijas” ya que “conoce de eso” y viaje a “explicarle a los jujeños el destino de 1.200 millones de pesos que faltan en 2.300 viviendas”.

 

fuente LA NACIÓN

Comments

comments