Por orden del juez Benito Ortiz, del Primer Juzgado de Instrucción, un periodista fue demorado y allanado en su casa, donde se habría secuestrado computadoras que lo comprometerían en una causa por extorsión a un intendente. No se descarta que otros jefes comunales hayan sido víctimas de el mismo delito.

La denuncia penal la hizo en la División Seguridad Personal la periodista Agostina Testa como jefa de prensa de la Municipalidad de Chimbas, quien habría sufrido en carne propia la presunta extorsión dirigida al intendente Fabián Gramajo.

Los denunciados son Renato Cecco y Pedro Roldán. Éste último también sería uno de los que estuvo involucrado en la mega estafa con casas del IPV.

Los allanamientos se realizaron en la mañana de este viernes en la casa de Cecco, quien estuvo un par de horas privado de su libertad en la Central de Policía. El procedimiento fue en un barrio de Desamparados.

Como prueba consta en la denuncia grabaciones telefónicas y audios hechos a Cecco y Roldán en el municipio cuando fueron a pedir dinero a cambio de “no pegarle” tanto al intendente como a los concejales.

También aportaron como pruebas capturas de publicaciones en las redes sociales tales como que el intendente cobraba cien mil pesos mensuales, las cuales habrían sido hechas por estos dos denunciados, lo cual es una falacia debido a que la mensualidad del intendente es muchísimo menos de esa cifra.

El modus operandi denunciado dice que Roldán es quien iba y pedía una pauta de diez mil pesos mensuales y usaba el término “paritaria” con la intención de obtener un reajuste a los dos meses siguientes.

Según fuentes de la investigación el intendente Fabián Martín de Rivadavia se sumaría a la denuncia porque habría sufrido las mismas circunstancias.

 

fuente TIEMPO DE SAN JUAN

Comments

comments