Gregorio Dalbón tiene sus tesoros más preciados bajo llave. Son videos y recortes de diarios que guarda en distintas cajas fuertes. Por las dudas. El abogado junta pruebas de los supuestos agravios e improperios que la diputada Margarita Stolbizer y el periodista Eduardo Feinmann le dirigieron a Cristina Kirchner . Tiene previsto ir hasta el final -si es necesario hasta la Corte Suprema, dice- con los juicios por presunto daño al honor que inició la ex presidenta, su actual ventana a los medios.
Fue la ex mandataria la que llamó a su teléfono meses atrás, decidida a dar una contraofensiva judicial en el fuero civil, mientras se defiende por distintas causas de corrupción. La ex jefa del Estado siempre destacó la derogación de los delitos de calumnias e injurias referidas a asuntos de interés público durante su gestión. Ya sin su investidura y en el llano, inició demandas por supuestos daños y perjuicios, con reclamos indemnizatorios por montos todavía indeterminados.

Dalbón aseguró a LA NACION que Cristina se va a presentar en las dos audiencias personalísimas previstas para el 8 y el 10 de agosto con Stolbizer y Feinmann, respectivamente. Es uno de los motivos que la trajeron ayer a Buenos Aires por tercera vez en el año. Según pudo conocer este medio, los demandados también accederán a verse cara a cara con la ex presidenta.
Aunque se define como radical, Dalbón admite que cuando vio por primera vez a Cristina Kirchner “reconoció a una verdadera líder carismática”. La llama “la presidenta”, un trato que tiene sólo hacia Raúl Alfonsín . Se conocieron en persona en el Instituto Patria, durante la última visita de la ex mandataria a la cofradía porteña del kirchnerismo.

No es la primera vez que Dalbón representa a un funcionario kirchnerista. Ya patrocinó al ex jefe de Gabinete Aníbal Fernández en las demandas por “daño moral” contra Laura Alonso y contra Elisa Carrió. El abogado también fue noticia durante el juicio por la tragedia de Once, cuando representó a familiares con la estrategia de apuntar al maquinista como único responsable. Terminó siendo expulsado de las audiencias, acusado de tener “una actitud provocativa y desafiante”.

Estrategias

Instruido por Cristina Kirchner para llegar hasta el final, el abogado estima que estos procesos civiles podrían durar más de cinco años. Se espera que las audiencias sean sólo una formalidad para ir al juicio.

La denuncia contra Stolbizer se inició cuando la diputada del GEN denunció “movimientos extraños” con fondos no declarados de los Kirchner por US$ 6 millones y 65 millones de pesos. Más tarde se encontraron $ 5,7 millones en cajas de seguridad de Florencia Kirchner. “Dijo que tenía 14 cajas de seguridad en Santa Cruz que no existían e hizo innumerables difamaciones, que tenemos registradas”, señaló Dalbón.

Para Juan Laprovittola, marido y abogado de Stolbizer, el reclamo “no corresponde” y por eso le pedirán a la demandante que desista de la acción. “Para nosotros, la imputada y procesada es Cristina Kirchner, no Stolbizer”, señaló a LA NACION.

La denuncia contra Feinmann, en tanto, fue presentada luego de que el periodista llamara “coimera” a Cristina Kirchner en Animales sueltos. “Él no utilizó el idioma periodístico, le mansilló el honor de forma directa, sin ton ni son”, remarcó Dalbón.

El abogado que defenderá a Feinmann, Roberto Ribas, considera que la demanda “afecta la libertad de prensa y de expresión”. “Nos sorprende que no haya hecho una acción penal”, señaló el letrado en diálogo con este medio. Recordó que en casos similares la Corte Suprema siempre falló a favor del periodista. Superadas las audiencias, podría iniciarse un largo periplo judicial que podría escalar a la Corte Suprema e incluso hasta la Comisión Interamericana de Derechos Humanos.

El mayor objetivo de Dalbón es que Stolbizer y Feinmann tengan una pena pecuniaria. De conseguirlo, él se llevará el 30% de la indemnización. ¿Qué monto pedirá? “Es indeterminado aún. Pero van a tener un problema grande, porque la (ex) presidenta es una persona conocida internacionalmente, entonces el daño es mayor”, dijo. Si gana, Cristina adelantó que donará el dinero. Si pierde, deberá afrontar las costas del juicio, incluidos los honorarios de todos los abogados.

 

fuente LA NACIÒN

Comments

comments