El libro “Causa AMIA, informe de lo actuado 1994-2015” presentado ayer refuta con antecedentes jurídicos y hechos históricos la decisión de Cristina Kirchner de firmar el pacto con Irán porque la investigación del atentado no había avanzado.

El autor de la obra y ex apoderado de la AMIA, Miguel Bronfman, el filósofo Santiago Kovadloff, el ex presidente de la mutual judía Leonardo Jmelniztky y la jurista María Angelica Gelli dieron ayer en la facultad de Derecho de la UBA una conferencia en la que explicaron una batería de argumentos para demostrar la falsedad de ese argumento de la ex presidenta y el ex canciller Héctor Timerman. El libro de 815 página contiene todos los fallos vinculados a la causa judicial sobre el peor atentado que sufrió la Argentina en su historia, la denuncia del ex fiscal Alberto Nisman contra Cristina por encubrimiento de Irán y otras resoluciones que giran alrededor de ese ataque.

“Con el pacto Irán, el gobierno K quiso imponer la falsa opinión de que no se había avanzado nada”, comentó el ex presidente de la AMIA e ideólogo de este proyecto de redactar un libro de referencia judicial, académica y periodística sobre el caso. También se descartó la pista siria, sostenida por la ex presidenta.

En el libro se lee que la causa, primero en manos del ex juez Juan José Galeano y ahora de su colega Rodolfo Canicoba Corral, se determinó que Irán fue el autor ideolóogico del atentado del 18 de julio de 1994 que dejó un saldo de 85 muertos, que un grupo operativo de la Jihad Islámica del Hezbollah del Líbano estuvo a cargo de su ejecución y que Carlos Telleldín entregó la camioneta Trafic usada como cochebomba, entre otras pruebas.

Bronfman -que fue apoderado de la AMIA desde 1994 hasta el año pasado- fue el abogado que logró, entre otras cosas, que Telleldín vaya nuevamente a juicio oral y público y que el pacto con Irán, pese a las presiones K, haya sido declarado inconstitucional por la cámara nacional de casación penal.

En su exposición, Bronfman dijo que en la causa se descubrieron “las sombras más tenebrosas y corruptas de las fuerzas de inteligencia y seguridad”, en alusión a la SIDE y a los ex policías bonaerenses primero acusados y luego absueltos por el Tribunal Oral Federal 3 en el 2004.

El abogado recordó que, por ejemplo, “se perdieron las agendas de Telleldín y 66 casetes de las escuchas” del teléfono del reducidor de autos de los días posteriores al atentado.

Por aquellas internas, para Bronfman “la causa amia se convirtió en un agujero negro” que traga jueces y fiscales que mal o bien quisieron investigar como los ex fiscales Eamon Mullen y José Barbaccia. También denunció una “megaoperación de desprestigio contra Nisman”, después de su muerte, concretada por el kirchnerismo.

A su turno, Jmelniztky sostuvo que “la causa AMIA se convirtió en un espejo en que se refleja la historia argentina”.

En el libro hay un agradecimiento a los ex abogados de la DAIA y la AMIA Marta Necellas, Luis Dobniwesky, Juan José Avila, entre otros.

“No podemos dejar de preguntarnos si ante la expansión del terrorismo estamos mejor preparados que 1994 para hacerle frente”, dejó como pregunta-advertencia Jmelniztky al cerrar la conferencia.

 

fuente CLARÌN

Comments

comments