Militantes con sus rostros tapados arrojaron piedras y prendieron fuego frente al vallado que protegía al templo católico. Hubo enfrentamientos con un joven que llevaba una bandera del Vaticano.

La Catedral Metropolitana volvió a ser escenario esta noche de incidentes entre grupos de militantes feministas y católicos, en el final de la manifestación por el Día Internacional de la Mujer que se realizó en la Plaza de Mayo.

Incidentes en la puerta de la Catedral

Incidentes en la puerta de la Catedral

​​Activistas con los rostros tapados comenzaron minutos después de las 20:30 a arrojar botellazos, piedras y otros elementos contundentes contra el frente del templo religioso y, luego, prendieron fuego frente al vallado de protección que se había dispuesto para evitar daños en el centenario edificio.

 

Cuando los incidentes comenzaron a ser más violentos, un joven con una bandera del Vaticano se interpuso en el frente de la iglesia, y se produjo una refriega.

Los episodios de esta noche ocurrieron también en anteriores ediciones de los actos del 8 de marzo por el Día Internacional de la Mujer. Grupos feministas que promueven el aborto legal acusan a la Iglesia de ser la institución que frena ese tipo de iniciativa, entre otros cuestionamientos.

Los incidentes comenzaron cuando tres o cuatro manifestantes mujeres, con pañuelos en la boca, hicieron una fogata a pocos metros de la Catedral, al mismo tiempo que arrojaban elementos y pateaban el vallado, detrás del cual se encontraba la Policía. Un grupo de pocas decenas de personas observaba el episodio sin intervenir.

Se escuchaba el cántico: “Iglesia, basura, vos sos la dictadura”. Y también: Macri, basura, vos sos la dictadura”. La Policía, entonces, comenzó a tirar gases lacrimógenos contra los manifestantes, quienes denunciaron en esos momentos represión.

“Yo sabía, yo sabía, que a los violadores los cuidó la Policía”, siguieron cantando.

Los incidentes tuvieron un pico de tensión cuando los periodistas y móviles de televisión que cubrían la noticia empezaron a ser, también, agredidos por algunos manifestantes.

Tanto los equipos de Todo Noticias, como de Canal 26 y de C5N fueron blanco del enojo de las mujeres que se manifestaban y cuestionaban a los medios por, supuestamente, “estar en favor de la Iglesia”.

Fuente: clarín

Comments

comments