Un medio de la pelea por la paritaria docente, que ya cuenta con una carpa instalada frente a la gobernación bonaerense, la Cruz Roja Argentina denunció que María Eugenia Vidal le quitó, sin previo aviso, la subvención a las escuelas de la organización, lo que la obliga a cerrar sus puertas.

“El gobierno de la provincia que tiene asignado el mayor presupuesto del país quitó el 50% de la subvención a las escuelas de la Cruz Roja Argentina. El déficit presupuestario que genera en la organización la deja sin recursos para financiar su acción humanitaria en todo el país”, sostuvo la entidad.

El gobierno bonaerense explicó que los recortes apuntan a priorizar la ayuda estatal a los trayectos de enseñanza obligatoria por ley, como la educación secundaria. Forma parte, indicaron, de la revisión de todo el sistema de aportes, dado que muchas de las asignaciones no son prioritarias.

“Este recorte presupuestario no solo deja a miles de estudiantes y docentes en la calle, sino que lleva a la quiebra a la Cruz Roja Argentina. A causa de una decisión arbitraria del gobierno, nos vemos imposibilitados de seguir sosteniendo la actividad diaria de nuestros voluntarios”, dijo su presidente, Diego Tipping.

fuente LA NACIÓN

Comments

comments