Los bonaerenses tendrán un alivio en sus bolsillos a partir de la eliminación de impuestos a los servicios de luz, gas y agua, con rebajas de 15,7%, 6,3% y 6,2%, respectivamente. Con esta rebaja, la gobernadora bonaerense María Eugenia Vidal fue la primera en responder al pedido que hizo el presidente Mauricio Macri para que las provincias eliminen los impuestos provinciales a los servicios. En el caso de la Provincia las medidas tienen un costo de $ 3 mil millones, que es lo que dejará de ingresarle a la administración bonaerense por la rebaja impositiva.

vidal conf de prensa por servicios

La rebaja para la luz se aplicará por decreto en un primer tramo de 10,4% en la próxima factura y en segunda instancia el porcentaje restante, luego de que la Legislatura modifique la Ley 11.769, que establece el marco regulatorio del servicio en el distrito. Vidal comunicó que se eliminarán los decretos provinciales N° 7.290/67 (que comprende el Fondo Especial de Desarrollo Eléctrico), el N° 9.038/78 (que representa el Fondo Especial de Obras), la contribución provincial N° 1795/92 y la municipal N° 1795/92.

EJEMPLO. Un usuario bonaerense que paga $ 898,73 de luz pasaría a pagar, tras las rebajas, entre $ 766,76 y $ 737,54.
EJEMPLO. Un usuario bonaerense que paga $ 898,73 de luz pasaría a pagar, tras las rebajas, entre $ 766,76 y $ 737,54.

En el caso de la energía eléctrica, para el consumo de una familia tipo, en una factura de $ 898,73 el ahorro sería de $ 131,95, lo que dejaría el número final en $ 766,76. En este caso sería un descuento del 14,6%. La gobernadora anunció además que buscará eliminar la ley provincial N° 11.769, a través de un proyecto que enviará a la Legislatura. De aprobarse esta iniciativa el descuento sería mayor y llegaría a $ 161,19, lo que dejaría el monto final en $ 737,54.

En relación al gas la rebaja parte de unos $ 18 mensuales para los usuarios de menor consumo y de $ 60 por mes para quienes demandan un mayor uso del servicio. Así, un cliente que consume anualmente 250 metros cúbicos tendrá un descuento de $ 32 por factura, mientras que quien requiere 1050 metros cúbicos por año ahorrará $ 125 por bimestre.

En referencia al servicio de agua, la rebaja solo impactaría para los usuarios de la empresa provincial Aguas Bonaerenses Sociedad Anónima (ABSA), ya que AySA depende del Gobierno nacional y estas últimas boletas no se verían beneficiadas por las medidas anunciadas por Vidal.

El reclamo de Macri a las provincias y municipios

En un mensaje desde Vaca Muerta, el Presidente pidió a los gobernadores e intendentes de todo el país que eliminen impuestos que se cobran sobre los servicios públicos y a los argentinos en general los llamó a asumir “el desafío de consumir menos energía”.

“Los subsidios no son gratis como nos hicieron creer durante muchos años”, dijo Macri, que consideró que eso fue “una mentira que nos hizo mucho daño”, porque, indicó, “cuesta producir energía y transportarla”.

El Presidente habló sobre la coyuntura energética en un mensaje que grabó desde el yacimiento no convencional Loma Campana, de YPF, en Vaca Muerta, en Neuquén, considerada la segunda reserva más importante del mundo de gas no convencional y la cuarta de petróleo del mismo tipo.

También dijo que para cubrir los subdidios “se tuvo que tomar deuda porque, para pagar energía, tenemos que pedir plata prestada”. “Otra alternativa era hacer un ajuste pero ese no es el camino que elegimos, sino uno de cambios con gradualismo, para que ningún argentino se quede atrás”, afirmó.

Macri pidió a las provincias y municipios “que eliminen los impuestos que cobran sobre los servicios públicos para ayudar a aliviar la carga de cada consumidor y comercio”. Inmediatamente después del discurso del Presidente, Vidal anunció una baja impositiva para la provincia de Buenos Aires.

Comments

comments