En la apertura de Showmatch el lunes pasado Marcelo Tinelli bromeó sobre la precandidatura de Alberto Fernández. Se rió de que vaya como número uno cuando Cristina Fernández es la dos en la fórmula. Sin embargo después de muchos comentarios al cierre del programa aclaró: «Tengo un gran respeto político por Alberto Fernández. Más allá de los chistes que uno haga es una persona que aprecio muchísimo desde hace muchísimos años».

Pero, lo dicho dicho está y las bromas se replicaron en las redes y medios de comunicación. Además del recuerdo de las diferencias y enfrentamientos entre Marcelo Tinelli y el kirchnerismo, Fernández incluido.

Tal vez por eso y con ánimo dialoguista, cuando terminó la emisión de «Showmatch» Tinelli recibió un llamado. Era Alberto Fernández para saludarlo y volver a limar asperezas. Conversaron, dicen, amigablemente.

Ya se habían encontrado en marzo, en el marco de la ronda de conversaciones que venía teniendo el ex jefe de gabinete y hoy precandidato. En aquella oportunidad habían coincidido en las críticas hacia la gestión de Mauricio Macri.

Tinelli, que estos días bajó su perfil como posible candidato y había respondido en varias entrevistas que tenía compromisos televisivos antes de incursionar en la política, volvió a la escena.

Él mismo viene haciendo distintos comentarios, además de llevar el programa a las provincias opositoras (estuvo en Santiago del Estero y este jueves se instala en San Juan, tierra de Sergio Uñac); visitó varios municipios peronistas; elogió a gobernadores como Juan Manzur y a Juan Schiaretti el viernes anterior a la elección en Córdoba, además de haber visitado a Juan Manuel Urtubey en Salta. Ahora logró que todo el peronismo lo busque.

Este miércoles Schiaretti lo convocó a sumarse a Alternativa Federal, hablaron y quedaron en sentarse a charlar. Y el llamado telefónico de Alberto Fernández el lunes por la noche abre también un abanico de suspicacias…

 

 

fuente INFOBAE

Comments

comments