En medio del debate sobre la cuarentena reforzada y los efectos que esto provoca en la economía, Alfredo Cornejo le dio un vuelco a la agenda política con una propuesta que generó enorme revuelo: “Mendoza puede ser un país independiente”, le advirtió al Gobierno, molesto porque cree que el kirchnerismo perjudica a la provincia cuyana en el reparto de recursos fiscales y con las trabas a la megaobra Portezuelo del Viento.

Un día después de la conmoción que generó esa propuesta de independización llamada “Mendoexit” -un Brexit autóctono-, el ex gobernador provincial hizo una aclaración: “Deberíamos comenzar a pensarlo, aunque no están dadas las condiciones… No es este el momento, no nos gusta separarnos del país y no lo permite la Constitución Nacional”.

 Cornejo alertó sobre el hartazgo del “país productivo” que produce riqueza mientras hay sectores y provincias que “viven de las asignaciones estatales”

El presidente de la Unión Cívica Radical (UCR) utilizó ese tema como disparador de una crítica contundente al Gobierno: apuntó al hartazgo del “país productivo” que produce la riqueza, mientras otro sector (provincias) “vive de las asignaciones estatales” por la política distribucionista del Estado: “Está bien asistir a los desvalidos, pero no es lógico que durante 17 años ayudemos con planes de empleo a las mismas personas”.

En ese sentido, el diputado nacional advirtió: “Hay un Estado macrocefálico que está ahogando la iniciativa privada y todo ese sector en algún momento se va a rebelar si no tiene una canalización política correcta. El kirchnerismo profundiza esa grieta con declaraciones, con símbolos y con políticas específicas”.

Protesta en Avellaneda (Santa Fe) contra la intervención y la expropiación de la empresa Vicentin (Foto: Pablo Lupa)
Protesta en Avellaneda (Santa Fe) contra la intervención y la expropiación de la empresa Vicentin (Foto: Pablo Lupa)

Para Cornejo, esta administración empezó a aplicar recetas que empleó Cristina Kirchner durante sus etapas anteriores en el poder: “Hay un Estado nacional que ataca a muchas provincias y al sector productivo en general; está mal administrado y hay un federalismo de extorsión que ha vuelto al poder. En los cuatro años anteriores hubo un reparto equitativo, pero hoy hay una discriminación flagrante”.

Como ejemplo, detalló la distribución arbitraria de 60 mil millones de pesos que el gobierno decidió destinar a la lucha contra la pandemia en el país: “Tucumán recibe 6.000 millones, Santa Cruz 3.000 y Mendoza 1.900 millones. La explicación que dieron es que nosotros tenemos pocos casos de COVID-19, pero eso no es así, porque Tucumán tiene menos muertos por coronavirus y le dieron más…”.

Castigan las buenas administraciones y premian las malas”, resumió antes de señalar otro punto de conflicto: “Si a eso se le agrega la traba concreta que pusieron a Portezuelo, que genera energía y es es el pago de una deuda que otras provincias ya cobraron y Mendoza no, ya es suficiente para que reclamemos lo que es nuestro”, apuntó en declaraciones a Radio Mitre.

La obra de Portezuelo del Viento generó un conflicto entre varias provincias
La obra de Portezuelo del Viento generó un conflicto entre varias provincias

Las escuchas ilegales y el rol de la oposición

Cornejo se refirió a la causa por el presunto espionaje que se habría llevado a cabo durante el gobierno anterior. “Quisiera que (la investigación) avanzara, pero que tengamos un juez independiente y si esto es cierto es un delito grave, aunque no es tan distinto a lo que ha hecho el kirchnerismo con la SIDE y con la AFI. Ojalá tenga una sanción, que se investigue con profundidad y con justicia”.

De todos modos, el diputado nacional consideró que en este proceso hay varios aspectos “que son sospechosos” y consideró que la causa tiene impulso oficial por un objetivo claro: “Hay un afán por construir un relato alrededor de eso, tapando los hechos de corrupción de Cristina Kirchner. En cualquier momento, (Mauricio) Macri va a ser dueño de Hotesur y de Los Sauces”.

En cuanto a la crisis que atraviesa la Argentina, el legislador consideró que el cambio se logra “de una forma inversa al camino que recorre el kirchnerismo” en el poder: “Hace falta un pacto de gobernabilidad. Hace dos días que hablamos del Mendoexit, porque lo que está en el trasfondo es que todo el sector productivo se siente atacado por este Gobierno”.

Finalmente, el ex gobernador de Mendoza habló del rol de la oposición y de una presunta falta de articulación para ser un contrapeso efectivo al oficialismo: “Yo entiendo las dudas de los analistas, pero estamos unidos los tres partidos, aunque no es suficiente porque se necesita tener una estrategia definida”.

Para el presidente de la UCR, la táctica opositora se ve “desarticulada por la cuarentena y la necesidad imperiosa de los gobernadores de contar con recursos” en medio de la pandemia. “Esto ha obligado a un acuerdo de gestión y tiene a Horacio Rodríguez Larreta como figura simbólica, que no tiene otra opción que trabajar mancomunadamente con el gobierno porque le tiran los muertos por COVID-19 todos los días en la cara y porque el AMBA requiere una gestión conjunta”.

Comments

comments