FM Cosmos

Últimas noticias de San Juan, Argentina hoy

“Abi pegó acá y acá”: el día que el nene asesinado en La Pampa le contó a su abuela los maltratos que recibía

“Estuvimos al antojo de la madre. Y ahora lo mataron”, resumió con dolor en las últimas horas Silvia Gómez, la abuela del nene de 5 años asesinado a golpes por su mamá y la pareja de esta en La Pampa. La mujer, madre de tres hijos, tiene ocho nietos: siete nenas y Lucio, el único varón. “Ellas eran las princesas y él, el príncipe”, contó.

Lucio nació el 5 de julio de 2016 y la convivencia entre sus padres se terminó cuando todavía no había cumplido los dos años. La que abandonó la casa familiar entonces fue “Magui”. “Le dijo que no era feliz. Nosotros sabíamos que tenía una pareja, con esta mujer (Abigail Páez). Pero a nosotros no nos importó. Queríamos que Magui estuviera bien”, sostuvo la abuela de la víctima.

“Una vez fuimos al hospital. Y Lucio decía que ‘Abi pegó acá y acá’. Se señalaba la mano y la cola. Le dije a ella (a Magui) que ‘le dijera a Abigail que no le pusiera la mano encima a mi nieto’. Se lo dije bien, tranqui. Nos hizo la cruz”, afirmó Gómez. Fue a partir de ese momento, agregó, que su exnuera la “enterró en vida”.

Recién en abril de 2020 “Magui” volvió por su hijo. Cuando empezó la pandemia de coronavirus pidió obtener la tenencia y lo logró en agosto. A partir de allí, según denunciaron los Dupuy, no les permitía ver al nene. Apenas tuvieron unos 10 encuentros y algunas videollamadas. El Día del Padre fue la última vez que Lucio vio a sus abuelos. Ese día la madre le permitió ir a visitarlos a ellos dos con la condición de que no viera a su papá, Christian.

Por otra parte, Gómez también se refirió a las reiteradas oportunidades en que advirtieron su preocupación por el trato de Abigail Páez con Lucio sin que nadie los escuchara.”(Abigail) Ponía muchas veces, en las redes, que no quería verlo. Y además tenía odio por el padre y por la familia. Odio. Lo volcó contra el nene”, señaló la mujer, y remarcó: “Pero todo el sistema, Niñez, la Policía y las abogadas siempre nos decían: ‘es la madre’. Nadie revisaba lo que pasaba”.

Y concluyó: “Ahora lo mataron. Pedimos justicia. Que ellas tengan una condena. Pero también apuntamos al sistema, a todos los que fallaron”.

Comments

comments