9 diciembre, 2022

FM Cosmos

Últimas noticias de San Juan, Argentina hoy

Coldplay, «víctima» de la falta de reservas del BCRA

En Argentina no les habilitan dólares a precio oficial a la banda británica Coldplay, por falta de reservas del BCRA

En Argentina no les habilitan dólares a precio oficial a la banda británica Coldplay, por falta de reservas del BCRA

Reservas del BCRA le juegan mala pasada a Coldplay

El británico Chris Martin, líder de la banda Coldplay, se valió de un esforzado español para agradecer a la fanaticada argentina el récord que acababan de quebrar: la realización de diez shows agotados en River que supondrán una importante suma en dólares los artistas. Más de medio millón de personas que, hacia la primavera, asistirán al recital de más de dos horas que el grupo ofrece en la gira que incluirá a otros países de la región.

«Es increíble, estamos tan agradecidos por este récord», dice un Martin emocionado y orgulloso, tras arrebatarle la marca al también inglés Roger Waters, que hizo nueve estadios River en marzo de 2012.

Hay un punto en común entre ambos récords: tanto en aquel momento de hace una década, como ahora, la Argentina sigue condicionada por un «cepo» cambiario que restringe el acceso a los dólares oficiales que vende el Banco Central.

Dólares que lleva Coldplay

Coldplay cobra alrededor de u$s1,5 millones por cada show, lo que implicaría alrededor de u$s15 millones para sus cuentas, por su paso por la Argentina. Puede ser una suma relevante para el mundo del espectáculo. Pero no para las cuentas externas de un país.

Las entradas para ver a Coldplay cuestan entre $8.000 y $19.500 (entre u$s40 y u$s100) al tipo de cambio del dólar libre.

La empresa DF Entertainment -encargada de traer a Coldplay a la Argentina- no tuvo acceso a los dólares del Banco Central para pagar los shows.

«Puede ser que hayan accedido al CCL a través de una Alyc», dijo una fuente oficial a iProfesional ante una consulta sobre si los dólares para pagarle a la banda de rock salieron de las reservas del Banco Central.

La cuestión había suscitado una áspera polémica en las redes sociales: por la escasez de divisas, empresarios de diferentes rubros suelen criticar al Gobierno por las trabas a las importaciones.

Sin embargo, las importaciones rompen récords mes tras mes. En mayo, por caso, habrían alcanzado a los u$s7.700 millones, de acuerdo a cálculos preliminares que hacen en los despachos oficiales. Se trata del mayor volumen desde agosto de 2011, cuando las compras en el extranjero treparon a los u$s7.616 millones.

Sin dólar oficial para Coldplay

De acuerdo a fuentes oficiales, el grupo empresario que organizó los shows de Coldplay en Buenos Aires fue rechazado para operar en el mercado de cambios. «En febrero le bocharon una SIMI por no cumplir con presentar información de la composición accionaria y no dar el económico financiero», reveló un funcionario clave del gabinete económico a iProfesional.

Es decir, los organizadores se quedaron en el paso previo al pedido de dólares al Banco Central. Fue cuando incumplieron con los requisitos básicos del Sistema CEF, en el cual la AFIP mide la «capacidad económica y financiera» de los importadores, antes de darle vía libre a la operación internacional.

El CEF de la AFIP se obtiene a partir de los datos declarados por el contribuyente en las Declaraciones Juradas y/o por datos de terceros informantes. Funcionan como una especie de parámetro de la posibilidad de un contribuyente de realizar «ciertos actos económicos y sus consecuencias tributarias o para las operaciones de comercio exterior».

Cuando una empresa es rechazada en esta instancia tiene la posibilidad de apelar ante la AFIP. En el caso de DF Entertainment no hubo ningún reclamo de revisión, dijo la fuente oficial. «El CEF es una herramienta diseñada para evaluar con parámetros objetivos y en forma automatizada, la capacidad de los importadores para realizar distintas operaciones y evitar en forma anticipada posibles abusos», acota el mismo funcionario.

«Es todo por sistemas, no hay discrecionalidad. Si crees que algo salió mal, podés pedir reproceso. Esta empresa no lo pidió», concluye.

Coldplay y otras figuras

La banda inglesa no es la única que en los próximos meses visitará Buenos Aires. El también británico Harry Styles también pasará por River. Lo mismo que el festival Primavera Sound, que contará con destacadas visitas de primer nivel en el mundillo del rock.

Hace algunas semanas pasó Metallica y antes el Lollapalooza, con tres jornadas en el hipódromo de San Isidro.

La salida de la pandemia le está dando un lugar muy relevante a estos shows al aire libre, que lógicamente habían quedado suspendidos durante los años 2020 y 2021.

La Argentina convive con su propias paradojas: mientras se contrae el consumo masivo por la pérdida de poder adquisitivo -con bajas en las ventas de carnes y leche-, otro tipo de consumos, como el de los espectáculos, muestran una expansión que bate récords.

La otra cuestión es que mientras miles de argentinos dolarizaron sus ahorros como nunca en los últimos años, al Banco Central le quedan pocas reservas para afrontar el crecimiento de la actividad económica y el pago de energía cara para abastecer a las industrias y a los hogares.

Disputa por dólares del BCRA

La puja por los dólares del Banco Central se da en un contexto que debería ser favorable para la Argentina: desde que empezó el año, las liquidaciones de las exportadoras cerealeras totalizaron u$s15.330 millones, un récord total. Representan exactamente u$s2.000 millones adicionales a las del mismo lapso del año pasado, que a su vez habían sido un récord.

Sin embargo, esta verdadera «lluvia de dólares» le pasa de largo al Banco Central: desde que empezó este 2022, sólo pudo comprar unos u$s800 millones. En lo que va de este mes, las compras llegan a tan sólo u$s5 millones. Muy poco en relación a la expectativa, en plena temporada alta de la cosecha.

Una racha tan floja podría derivar, muy probablemente, en un pedido de perdón al FMI por el incumplimiento de la próxima meta trimestral, la que finaliza el próximo día 30.

Para cumplir con la meta firmada con el FMI, el Banco Central debería comprar alrededor de u$s2.600 millones durante junio. A razón de u$s130 millones diarios. Un objetivo complicado, si se toma en cuenta lo sucedido en las últimas semanas.

Pero no todo es el Fondo: lo más relevante en el actual contexto es que el Banco Central no logra apropiarse de las liquidaciones de las cerealeras, que vienen creciendo en relación a lo sucedido un año atrás. Lo dicho más arriba, el hecho de que el BCRA no logra capturar divisas altera a los inversores.

De hecho, en la Casa Rosada reina el nerviosismo por esta cuestión. Los llamados a Guzmán y a Miguel Pesce se cruzan a diario para conocer al detalle lo que está sucediendo en el tensionado mercado de cambios. Para evitar males mayores, esta dinámica debería cambiar rotundamente en las próximas semanas.

IPROFESIONAL

Comments

comments